Nora Méndez – El Salvador

Nora Méndez

Nació el 24 de marzo de 1969, en la ciudad de San Salvador.
Poeta, graduada en Sociología y Comunicaciones.
Algunas de sus obras han formado parte de algunas antologías de poesía salvadoreña: En Poetics of the Resistance: Women Writing in El Salvador, South Africa, and the United States (1996), Mujeres en la literatura salvadoreña (1997), Palabras de la siempre mujer (1999), Trilces trópicos (2006), y Überland und Leuchtende Städte (2006). Algunos de sus poemas siguen siendo traducidos al alemán por Rike Bolte, de la Universidad Libre de Berlín.
Cinco de sus poemarios han sido publicados: Atravesarte a pie toda la vida (2002), La estación de los pájaros (2004), Seis (2006), Calentura de amor (2006) y Pintura fresca (2006).
Durante los años 1980 fue además intérprete y compositora del grupo musical “Nuevamérica”, participando en conciertos en Centroamérica.
Habitualmente se niega a participar en certámenes y disfruta recitando en plazas, auditórium, colegios y universidades.


Acción De Gracias
    
Por la piedra que me tropieza
Por los atajos que me has dejado
Por la infancia de mis ideas
Por mi vocación de rueda
Por mi confusión eterna
Entre el bien y el mal
    
Por mis profecías
Por esta ansiedad que me mueve la vida
Por la gloria y el aplauso
Por el ridículo y la soledad
    
Por los sueños que me acompañan
Por esta amistad con las palabras
Por el amor que se me esconde
Por la terquedad que me precede
    
Por mi voz que sabe andar en la guitarra
Por el mar en mis caderas
Por los duendes de mis hijos
Por la ternura empuñada
Por la cólera que me puebla
    
Por las hormonas derramadas
Por la razón que he encontrado
Por el tapete de tus manos
Por la fantasía como medicina
    
Por la locura que me cabalga
Por el dolor que me enseña
Por esa voz profunda
    
Con que me llamas

Atravesarte A Pie Toda La Vida
    
Hoy amanecí como la mañana
Empapadita y con olores.
    
Soy mariposa-mujer
Saliendo del escondite en pleno invierno,
Cargada de inefables
Soterrados por el llanto.
    
Hoy amanecí como la mañana
Con ganas de despertarme todo
¡ que venga la vida
que se encabrone conmigo
como yo lo estoy con ella!
    
Hoy amanecí como la mañana
Con poca luz y con ganas de que me vean,
Con ganas de rociarme en tu rocío
Con ganas de sacudirme la tristeza
Y de subir como enredadera
Hasta la palabra sincera
Y atravesarte a pie toda la vida.
    
Hoy amanecí como la mañana
Sin pájaros, mojada
Pero con mucha sed.

Historia
    
Me hice aroma entre tus días
Sin sospechas pasé por tu garganta
Cupe en cada hueco de tus dedos
Tapicé de besos tu escafandra
    
Te dí la vuelta a la manzana
Armé un rompecabezas en tu sexo
Saqué malas calificaciones en tus hábitos
Y curé de un soplo tu tristeza
    
Cancelamos todos los vuelos
Nos atamos una piedra en la mirada,
Cerramos las puertas
Nos hicimos los cuerdos
Y la brújula se extravió del paisaje
    
El tiempo nos visitó una tarde
Con su cara de espejo inocente
Yo salí corriendo
Tu te ataste los zapatos
    
Desde ese día no me peino
Y vos a lo mejor
Seguís llegando tarde…

Balada Del Adiós
    
Bajo el muérdago de estos días
Voy y beso tu recuerdo
Camino parca sobre la ola de tu tiempo
Y me astillo el andar
    
En rito animal
Aúllo
Golpeo la roca
Me arranco el pelaje
Escribo tu nombre en fragilidad de arena
Acorralándolo en corazones rotos
    
Sigo a diario la trayectoria
Solitaria de la Luna
Alumbrando tersa la margarita
Que indecisa me confiesa al fin
Que no me quieres
    
Créeme si te digo
Que soy la cueva de tu ayer
El animal sumiso
Que repite los juegos aprendidos
Que ladra ante las sombras desconocidas
Que se echa todas las noches a esperarte
¿Para qué quiero ser civilizada?
Si después de todo
Es mi animal el único
que todavía quiere acostarse contigo…

Entre Papeles
    
Ya ves,
Hicimos el amor sobre poesía.
    
No sólo se hace poesía
Sobre el amor.

Ese Animal
    
Nunca temió mi sangre
jamás borró las lunas
de nuestro calendario
minucioso construyó alas
en la cima de mis nervios
y ahí
regocijado
colocó espejos en las puntas
de todas mis mujeres
    
él y solo él
supo encontrar
el animal gozoso
de mis días siniestros


Fe
    
Sobre azul pelaje de unicornio
Vamos tres haciendo cruces
Templando el remo incansable de la vida
Sobre huraños acantilados
    
Iris cautivado
Sobre el vuelo de garzas blancas
Con memoria de picos muertos
En el preámbulo de los altares
    
En ese cofre imaginario
Encontrarás listones
y pequeñas frases que murmuran
Son el delicado tesoro de los que esperan
Una carta sin respuestas
Pero con la inconfundible voz

Locura
    
Cariñosa me sonríe
desde lejos
Mientras la tristeza incandescente
Advierte
Push the door
Only emergency
    
En las calles lloriquean parabrisas
La ajada mugre de los años
Ha desatado rieles en la intempestiva holgura
    
Miro en el presagio de la luz entumecida
Las caries insensatas del orgullo
Mientras mis hermanos
Pulen la loza de gusanos divisores
La colección de arañas del potrero
Y tus manos acomodan
El desorden de la nada
    
Ciega he cruzado mis ojos
Y mansa fluyo en húmedo paso de caracol
Oigo el ruido de los pozos
Siempre supe que el agua
Mordería el pan

La Hora Del Amor
    
Las mujeres
temerosas del silencio
a la hora del amor
inventan pequeñas frases
diminutas historias
    
Los hombres en cambio
callan
de su boca imprudente
  puede emerger seguro el miedo
y confesar su angustia en esas horas
tan exigentes…
    
Ambos tiemblan
se ocultan
hombres y mujeres necios
no saben reconocerse
    
Mudos encuentran su camino
mudos a veces
también lo equivocan
    
Y sin desnudarse
se desnudan

Paisaje De Domingo
    
                                   A mis dos hijos
    
El pez terrícola
Traza el rumbo con su cola de risas
Y es la espuma su tren de fiesta
En la marea de castillos y murallas
Conque insemina las pupilas del mundo
    
El Quijote de mar
Enciende plétoras olas
Y son los remolinos de su angustia
La batalla salada que tensa contra Neptuno
Quien pensativo se marcha
    
Sentada en la arena
La Mona Lisa los observa
Mientras el viento suelta almohadas
  En donde descansan los sueños rotos
De estos tres argonautas

*Balada del monstruo en la luna
    
Cosas enmudecidas vuelan
con tos de sal y antenas de ataujía
metales engendrados en la composición del tiempo
del minero y de sus hijas
todas muertas en las manos de patrones
prestamistas
hundidas como pedazos de carbón en la tierra
que se tragaron sus uñas
como la oruga azucarada que se desprende de esta última estrofa
el pedazo reunido en la muelas
con mohín de bartolina
y un grillo fosforescente
tan pariente de nuestra bandera
de la orilla azur de otros mundos
que permuta
zurciendo el pasto conmovido en las pendientes
rosarios decantados
sobre el perfil del hombre que me toca…
Hay un monstruo en la luna
color verde vive sin hacer gran cosa:
sentarse a observar cómo su dama
cuelga sin lazos ni ramas,
hacerse el resplandeciente,
tararear la canción irrepetible
para los perros
para los recién nacidos
¿Y los astrolabios?
en la cunas de manzanas con molletes,
algas como sombras
líquidas y genitales
las escalinatas del amor han hecho amarre
los amantes
se aparean sometidos
en la boca negra de la noche.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s